Welcome to Evently

Lorem ipsum proin gravida nibh vel veali quetean sollic lorem quis bibendum nibh vel velit.

Evently

Stay Connected & Follow us

Simplemente ingrese su palabra clave y lo ayudaremos a encontrar lo que necesita.

¿Qué estás buscando?

  /  Blog   /  Política   /  La deuda electoral con las mujeres

La deuda electoral con las mujeres

El Estado en calidad de representante de los ecuatorianos debería reflejar en sus políticas públicas las necesidades de su electorado. Este 2021, las mujeres representamos 6,6 millones de votantes. Sin embargo, dentro de los discursos y los planes de gobierno de tantos candidatos es evidente la falta de priorización de las demandas urgentes que tenemos nosotras.

Las cifras las conocemos. Más de una vez hemos escuchado que de los 450 casos de femicidio registrados en el Ecuador desde el 2014, solo 168 tienen sentencia condenatoria. Sabemos también que nuestro país es el segundo en Latinoamérica con el mayor índice de embarazo infantil. Peor aún, conocemos las causas que son la falta de educación sexual en nuestros colegios y sí, la violencia sexual. Según UNICEF el 65% de los casos de abuso sexual son cometidos por familiares y personas cercanas a las víctimas. Una de las razones por las cuales estuve pendiente de los debates presidenciales fue para escuchar los planes de acción propuestos para combatir la violencia contra la mujer; después de todo, esta pandemia visibilizó esta problemática. Pienso que hablo en representación de muchos cuando expreso la gran decepción que me llevé. Los candidatos lanzan cifras o lo mencionan de manera vaga como para cumplir con el compromiso de fingir interés, con contadas excepciones. Es indignante que exista todavía un discurso de revictimización y se cuestione “por qué los niños tienen relaciones sexuales tempranas”. Así mismo que se hable de cadena perpetua para los violadores como si esa fuera la solución, esto solo denota el poco entendimiento e importancia por parte de quienes pretenden gobernarnos.

Existe ya en el Ecuador una Ley de Prevención y Erradicación de la Violencia contra las Mujeres pero sin el debido financiamiento es inútil. El más claro ejemplo es que en todo el Ecuador solo existen 7 casas de acogida para mujeres víctimas de violencia que hoy reclaman el pago de los pocos recursos que les proporciona el Estado. Es imperativo que los ciudadanos exijamos soluciones reales y apoyo suficiente. No es posible que de los 16 candidatos solo dos hayan mencionado la destinación de recursos para proteger a las mujeres que lo necesitan urgentemente. Se requiere un enfoque multi institucional que contemple no solo planes en escala nacional, sino también en una perspectiva local para capturar la complejidad de cada sector de la población. Solo con fondos estatales se podrán implementar salas de acogida en centros de salud que atiendan de manera inmediata a las víctimas de cualquier tipo de maltrato con atención médica, psicológica y de trabajo social. La atención a las víctimas es imperativa con más albergues que saquen a las mujeres y a las niñas de sus círculos de abuso y violencia. Sobre todo, lo que se necesita es un enfoque preventivo. Mientras no luchemos para erradicar desde la infancia la cultura machista en la que vivimos, será poco lo que se logre para evitar estas situaciones.

Es curioso pensar que ni por estrategia política se hizo un esfuerzo. Al ser la generación un factor determinante en los valores progresistas (aplica para Millenials, X y Z), supuse que entenderían la relevancia que tiene para una gran parte del electorado. En todo caso les dejo un mensaje a los candidatos de la 2da vuelta: Los invito a que no solo recorran las calles convenciendo a la gente, sino que también la escuchen. ¡La pandemia de violencia que vivimos es desgarradora! Ojalá así tengan una imagen real que les permita representarnos de verdad y no tengan que usar la escopolamina para excusar su incompetencia.

Escribir un comentario