Welcome to Evently

Lorem ipsum proin gravida nibh vel veali quetean sollic lorem quis bibendum nibh vel velit.

Evently

Stay Connected & Follow us

Simplemente ingrese su palabra clave y lo ayudaremos a encontrar lo que necesita.

¿Qué estás buscando?

  /  Blog   /  Política   /  ¿Te quedarás en blanco?

¿Te quedarás en blanco?

A vísperas de las elecciones 2021 se habla mucho de propuestas, de sueños que se quedaron en el camino, una que otra planificación real para dinamizar la economía, y un sin número de riñas entre candidatos que crean expectativa entre todos los ciudadanos. Sin embargo, poco se habla de las responsabilidades del votante frente a este panorama electoral.

La participación ciudadana es escasa o casi nula cuando recae en tres problemas que rodean constantemente a la ciudadanía: la ignorancia, el repudio ante la politiquería y la falta de conciencia.

La frase “El gobierno nos quiere brutos” no es tan lejana a la realidad. Nos quieren asombrar a todos con propuestas que, en muchas ocasiones, se convierten en las fantasías de un cuento que tiene duración de cuatro años. Debemos sentirnos ofendidos como ciudadanos porque lo que hacen estas propuestas fantasiosas que no se sustentan en nuestra realidad, es burlarse de nosotros. Me refiero a aquellos que han sido la cara fija de un partido y dicen lo que sea para sentarse en un sillón y olvidarse del compromiso adquirido en campaña; aquellos que, sin vergüenza, nos vuelven a pedir un voto.

Somos humanos y nos dejamos llevar muchas veces por políticos que nos convencen. Esta confianza nace de la necesidad de una estabilidad socioeconómica inexistente desde hace algunos años. Y es la misma que un día nos lleva a rendirnos porque al final “son las mismas caras en diferentes puestos”. Pero no debemos ser absolutistas, en el mundo hay gente indecorosa, pero también hay otras con proyecciones innovadoras para este país en desarrollo y con ganas de trabajar sin descanso por enaltecer al Ecuador. Así que es nuestro deber cívico y moral cambiar los pensamientos que nos encaminan a dejar una papeleta en blanco, pues en esta ocasión tenemos la oportunidad con libertad y consideración elegir nuestro destino, y el de 17 millones de ecuatorianos.

Desinteresarse por las elecciones es el reflejo del daño que siempre han querido hacernos unos cuantos, los cuales manejan nuestra mente y hacen que nos limitemos a ejercer un derecho que tiene un alcance trascendental, siempre y cuando sea ejercido con conciencia. Prepararse para las elecciones es un reto en el que todos estamos obligados a nutrirnos de conocimientos. Para nuestra suerte la información está al alcance de todos, con la finalidad de evitar quejas a futuro o al menos tener la satisfacción de saber que fuimos ecuatorianos responsables que leímos los planes, y analizamos a los candidatos y sus propuestas. De esta forma, realizaremos el correcto ejercicio de conciencia que se necesita para votar.

Si los jóvenes somos el futuro, entonces qué le deparará a un país en el que los jóvenes seguimos nuestras vidas en constante aceptación de políticos que no nos representan. Aceptemos el reto. Que hablar de política en la mesa no sea pecado sino costumbre, pues estamos en el momento adecuado de discutir sobre el panorama electoral y cambiar el futuro de nuestro país.

Escribir un comentario